El sonido rítmico de la gaita, faldas de tela a cuadros, castillos de piedra y montañas escarpadas… todos tenemos una idea aproximada de lo que es Escocia pero no hay otro lugar en el mundo como este. No es demasiado grande y es una apuesta segura cuando se trata de disfrutar de historia, cultura, belleza natural. En cada pueblo y ciudad que lleguemos habrá algo que ver. Os contamos 10 sitios que merece la pena incluir en la ruta de cualquier escapada a Escocia al margen de las grandes ciudades más visitadas por los turistas: St Andrews, Stirling, Falkirk, Perth, Tobermory, Plockton, el Castillo Stalker y Loch Laich, Oban y Selkirk.

1. St Andrews

St. Andrews es una hermosa ciudad escocesa que está en la costa de Fife. Es famosa por su Universidad -cuenta con alumnos ilustres como los Duques de Cambridge -, sus campos de golf y tiene una impresionante costa. También destaca la arquitectura, que es digna de verse. Sin embargo, St. Andrews parece ser uno de esos lugares donde cada visita es por un motivo concreto: visitar a alguien, a jugar al golf en lugar, cuando es uno de los lugares de Escocía, que debería incluirse en los recorridos de cualquier viajero.

Algunas cosas que debes saber antes de visitar St. Andrews en Escocia: sobre la Universidad, es la tercera universidad más antigua de habla Inglesa de esta parte del mundo y la más antigua de Escocia. También está clasificada como una de los mejores del Reino Unido, justo detrás de Oxford y Cambridge. Este lugar se considera como la cuna del golf y es también el hogar de uno de los campeonatos de golf más antiguos del mundo, que atrae a una gran cantidad de celebridades a la ciudad.

Hay varios puntos de interés atractivos que ver, cómo la Catedral; las ruinas del castillo que miran al litoral, desde donde se contempla un paisaje extraordinario o visitar The Swilcan Bridge, un icono del lugar y un punto obligado para los amantes del golf. También cuenta con destilerías que se pueden visitar como Eden Mill. Otro punto interesante, sobretodo en verano, es ver la playa de West Sands, donde, por cierto, se filmaron las escenas más famosas de la película “Carros de Fuego”.

Ruinas del castillo de Saint Andrews, en la costa oriental de Escocia

EN BREVE – St Andrews

Cómo llegar: No hay tren directo a St. Andrews. Es necesario llegar a la estación de Leuchars y desde allí, coger el autobús o un taxi a la ciudad. St. Andrews. Está a una hora aproximadamente en coche desde Edimburgo, el tren tarda alrededor de una hora y el bus 2 horas aproximadamente. Para llegar hasta Edinburgo existen bastantes conexiones de distintas aerolíneas desde la red de aeropuertos españoles. Para encontrar billetes de avión, puedes ver este enlace y usar el buscador desde tu aeropuerto más cercano.


Dónde alojarse: Los peores meses para visitarla es durante los meses de las ceremonias de graduación de la Universidad, en junio y noviembre, que duran una semana aproximadamente. En estas fechas será muy difícil encontrar un lugar y mucho menos a un precio asequible. Los aficionados al golf encontrarán bastantes alojamientos idóneos para practicar este deporte, como el Fairmont St Andrews
Datos útiles: Para ver las fechas de los Juegos de las Highlands en St Andrews consulta esta página. Son en verano. La Oficina de Turismo está en el número 70 de Market Street.

2. Stirling

Stirling puja fuerte entre los lugares de interés histórico de Escocia y tiene un paisaje espectacular, por no hablar de las compras, buenos lugares para comer y eventos que se organizan. Para orientarse desde la explanada central, en la cima de una colina está el castillo de Stirling, donde se puede disfrutar de las vistas de la ciudad y sus alrededores, al igual que los reyes y reinas de Escocia lo hacían. El río sinuoso Forth y el Monumento Nacional de Wallace están junto a las onduladas colinas de Ochil y al noreste se ven los picos de las montañas que dan al lago Lomond y el Parque Nacional Trossachs.

Siendo durante un tiempo la capital de Escocia, Stirling tiene tesoros como el Gran Salón y el palacio renacentista en el Castillo de Stirling. Stirling también tiene su iglesia parroquial medieval, la Iglesia de Holy Rude, donde el rey James VI fue coronado rey de Escocia el 29 de julio de 1567. Holy Rude sigue funcionando como Iglesia, y se puede oír misa en domingo. Stirling tiene alicientes para todos: también se puede ver el balón de fútbol más antiguo del mundo en la Galería de Arte y Museo Smith, explorar el precioso casco antiguo medieval o pasar el rato en familia riendo con los monos que hay en Blair Drummond Safari Park.

Stirling está en la zona central de Escocia

EN BREVE – Stirling

Cómo llegar: Desde el Aeropuerto de Edimburgo, hay un servicio de autobús que funciona 24 horas, cada 10 minutos de día y cada 30 minutos en la noche; te dejan en Haymarket Terrace donde hay trenes y autobuses directos a Stirling. La duración del trayecto es de 20 minutos.
Si llegas al Aeropuerto de Glasgow tiene un servicio de autobús cada 25 minutos, sale desde fuera de la terminal y se detiene en la estación de autobuses de Buchanan Street. La estación de tren de Queen Street está a cinco minutos a pie. El Aeropuerto de Glasgow Prestwick tiene un servicio cada media hora de tren (cada hora los domingos) a la estación central de Glasgow desde las 6 a las 23 horas. El tiempo de viaje es de 45 minutos. Queen Street Station es donde se toman los trenes a Stirling y está a menos de diez minutos a pie. Hay un servicio de autobús gratuito que une las dos estaciones cada diez minutos.

Dónde alojarse: recomendamos el Stirling Highland Hotel que puedes reservar desde aquí.

Datos útiles: La Oficina de Turismo está en Saint John Street. Abre todos los días de 10 a 17 horas.

3. Falkirk

Falkirk está a mitad de camino entre Glasgow y Edimburgo. Lo más interesante de sus alrededores son la rueda de Falkirk, los Kelpies, Callendar House y una casa de verano del siglo 18 construido en forma de una piña. Se ha descrito como el edificio más extraño que hay en Escocia, conocido como The Pineapple de Dunmore. Dunmore se encuentra junto a la carretera A905 entre Falkirk y Stirling. La piña o The Pineapple ha sido restaurada por el National Trust y se puede alquilar como casa de vacaciones.

La rueda de Falkrik (en la imagen) es una espectacular obra de ingeniería, un sistema giratorio que conecta el canal Forth y Clyde con el canal Unión. Esta cerca cerca de Rough Castle. Hay un centro de interpretación con cafetería, tienda y un pequeño museo. Callender House es una mansión situada en el recinto del Parque Callendar en Falkirk. El núcleo del edificio es una casa-torre del siglo 14. Es el principal museo de Falkirk, con secciones de arte, historia y Casa Museo. Tiene dos magníficas salas de recepción, la Sala rosa y la Sala Verde, así como una cocina del período georgiano totalmente funcional, dominada por una enorme chimenea. La exposición permanente incluye “William Forbes Falkirk” y “El Muro de Antonino”, una fortificación de vegetación de la época romana, Patrimonio de la Humanidad como parte de las Fronteras del Imperio Romano.

Falkirk tiene la calle más corta en el Reino Unido, la Calle Tolbooth. El centro de la ciudad es pequeño con tiendas en la calle principal, que es peatonal. Los Kelpies son las esculturas de caballos de 30 metros de altura, que están al lado del canal de Forth y Clyde. Fueron diseñados por el famoso escultor escocés Andy Scott. Están construidos en acero inoxidable y se encuentran cerca del río Carron.

La Rueda de Falkirk

EN BREVE – Falkirk

Cómo llegar: El aeropuerto de Edimburgo que está a unos 30 kilómetros. Hay trenes frecuentes en desde el centro de Edimburgo y Glasgow y se llega en menos de 25 minutos.

Donde alojarse: Hay alojamientos de distintas características, pudiendo elegir un apartamento en una casa tradicional escocesa como en Carmel Apartments .

Datos de interés: Para conocer más datos sobre la Rueda de Falkirk podéis ver su website Se puede visitar. La web de la ciudad esta disponible en este enlace.

4. Perth

La antigua capital de Escocia, Perth es la principal ciudad de Perthshire. Perth se encuentra al norte de Edimburgo y goza de una magnífica posición a orillas del río más largo de Escocia, el Tay. Con una rica e influyente historia que se remonta más de 800 años, Perth ha servido como la capital de su país y ha sido siempre uno de los centros políticos, judiciales y comerciales más importantes de Escocia. Muchos de los reyes escoceses fueron coronados en la piedra del destino “Stone of Destiny” en el Scone Palace, mientras que hay muchas famosas figuras históricas que dejaron su huella en este burgo real. Scone Palace está construido con piedra arenisca roja, con un techo almenado, es uno de los mejores ejemplos de estilo Gótico tardío Georgiano en el Reino Unido. St John’s Kirk en South St John’s Place es arquitectónicamente e históricamente uno de los edificios más significativos en Perth. Hoy en día, es una ciudad animada. Ofrece una amplia gama de entretenimiento, tiendas, cafés y restaurantes y está reconocida como uno de los centros gastronómicos de primer nivel de Escocia. La llaman The Fair City, “La ciudad hermosa”.

Vista de Perth, también conocida como The Fair City, La ciudad hermosa

En BREVE – Perth, Perthshire

Cómo llegar: La estación de tren de Perth cuenta con líneas regulares a Fife, Edimburgo, Dundee y Aberdeen, y al sur a Glasgow Queen Street. También hay dos trenes directos diarios que llegan desde a Londres, uno operado por Virgin Trains, y el Caledonian Sleeper. Si se prefiere el autobús, los buses interurbanos llegan y salen de la estación de autobuses de Leonard Street y conectan a la mayoría de los principales destinos en Escocia además de Manchester y Londres en Inglaterra. El aeropuerto comercial más cercano es el aeropuerto de Edimburgo o el Aeropuerto de Dundee, que está a 20 minutos en coche de Perth.

Donde alojarse: En el buscador hay un amplio abanico de alojamientos que van a interesarte. Es muy famoso el Hotel Parklands.
Datos útiles: Scone Palace es la mayor atracción turística cerca del pueblo de Scone y la ciudad de Perth en Escocia. Aquí está uno de los museos más antiguos del Reino Unido, Perth Museum and Art Gallery, situado en la calle George. También hay 2 teatros. En Perthshire además hay un montón de recorridos paisajísticos y oportunidades de ecoturismo, con grandes paseos y rutas de ciclismo, sitios impresionantes donde practicar rafting por magníficos ríos o puenting en el paso de Killiecrankie. El Centro de Información de Perth está en 45 High Street. En VisitScotland podéis ver más imágenes

5. Tobermory, Isla de Mull

Tobermory es un puerto pesquero de finales del siglo 18 que ahora es la principal ciudad en Mull. Es una imagen de postal de un lugar con los edificios pintados de colores brillantes a lo largo de la calle principal hasta el muelle y las altas colinas del bosque que rodean la bahía. Se dice que en esta bahía están los restos del naufragio de un galeón español.

La ciudad tiene una buena variedad de tiendas, hoteles y otros alojamientos, además de ser el centro administrativo de la isla. El puerto está siempre llena de barcos de pesca, yates y el ferry que une la isla con Kilchoan. En los últimos años, la isla se ha convertido en destino muy popular para parejas que buscan un ambiente romántico. Es un lugar idílico. La Isla de Mull y Iona se han convertido en uno de los principales destinos para observar la vida silvestre en el Reino Unido en los últimos años. Los mares de la costa de Mull son importantes zonas de alimentación para las ballenas, delfines y tiburones. La capital colorida y pintoresca isla de Tobermory es un lugar ideal para sacar el máximo provecho de su observación y de disfrutar de la vida silvestre en la Isla de Mull, en las Islas Hébridas Interiores.

Web Turística Oficial de Tobermory

Tobermory es la principal población de la Isla de Mull, en las Islas Hébridas de Escocia.

6. Plockton

Plockton esta al noroeste de Escocia. Es un pueblo en el corazón gaélico que realmente ofrece todo: impresionantes paisajes, bahías, playas de coral, islas, vistas panorámicas y la posibilidad de ver una variedad de vida marina extraordinaria de cerca. Ha aparecido en numerosas producciones de cine y televisión, como en la serie ‘Hamish Macbeth’ y es un lugar frecuentado por artistas con una buena vida cultural. El pintoresco pueblo se encuentra en una bahía protegida, con impresionantes vistas a Loch Carron.

Plockton ha conservado su riqueza, al tiempo que ofrece una excelente hospitalidad. Hay una excelente variedad de alojamientos y los hoteles y restaurantes son famosos por sus pescados y mariscos, así como hay una rica programación de música tradicional en vivo. Hay algo para todo el mundo: desde restaurantes hasta puestos de pescado y patatas fritas “fish & chips” en el puerto. El pueblo también está bien comunicado por ferrocarril y a sólo 15 minutos en coche de Kyle de Lochalsh que tiene una amplia gama de servicios e instalaciones y es la puerta de entrada a la isla de Skye.

Plockton. Bahía de Loch Carron

7. Castillo Stalker, Loch Laich

El Castillo Stalker es una pequeña casa torre que está situada en un islote, conocido como la Roca de los Cormoranes, en la desembocadura del lago Laich. Fue construido a mediados del siglo 15 por Sir John Stewart, señor de Lorn. El castillo era solamente accesible por barco, lo que hacía fuerte en y fácil de defender. En torno a 1620 el castillo pasó a manos de los Campbell de Airds como resultado de una apuesta que hizo  por el 7º jefe de los Stewart estando bebido. El castillo volvió de nuevo a manos de los Stewart por un corto tiempo, antes de volver a ser propiedad de los Campbell una vez más en 1690. El castillo fue abandonado alrededor de 1840 cuando perdió su techo. En 1965 fue adquirido por el Teniente Coronel Stewart Allward que tardó diez años restaurarlo. Está en un lugar precioso, en un islote en la desembocadura del lago Laich cerca Portnacroish, en la A828, a 25 millas al norte de Oban. Se puede visitar reservando cita previa con anticipación.

El Castillo Stalker es parte de la Lynn de Lorn, uno de los 40 espacios protegidos que son National Scenic Area en Escocia.

8. Oban

Oban “La pequeña Bahía” es un lugar muy tentador que visitar, además de ser la localidad más habitada entre Fort William y Helensburgh y es un punto atractivo para el turismo. A las afueras de la ciudad se encuentra el Castillo de Dunollie. Ademas este pueblo está considerado el hogar de la Royal National Mod, donde se celebró por primera vez, con diez competidores durante un sábado por la tarde en 1892. Se llama Mod a un festival de cultura gaélica escocesa, que incluye la canción y otras manifestaciones culturales. El Centro de Información para Visitantes Oban, gestionado por VisitScotland, se encuentra en los edificios Columba en el muelle norte. Ofrecen excursiones para ver una destilería, una fábrica de Chocolate, museos y castillos, buceo o nadar con los tiburones… Oban, por supuesto, es conocida como “La entrada a las islas” y Caladonian MacBrayne tiene servicios regulares de ferrys y ofrecen también excursiones muy atractivas.

Oban es una pequeña ciudad ideal para hacer una parada cuando visites Escocia

9. Chatelherault House, Ferniegair

Chatelherault House se construyó en 1732 como pabellón de caza y la casa de verano de los Duques de Hamilton. El parque cuenta con 500 acres de campo y bosques y más de diez millas de rutas. Este parque está abierto al público todos los días y ofrece algunas de las vistas más impresionantes visitando Campsie Hills y Ben Lomond. En el exterior, los visitantes pueden explorar las rutas a lo largo del río Avon y pasear en bosques centenarios. Cuenta con una zona de juegos de aventura, instalaciones para picnic, lo que lo hace en un lugar ideal para disfrutar de la Naturaleza, sobretodo si se viaja en familia. Los edificios restaurados ahora contienen un Centro de Visitantes; Galería de exposiciones y museo, una tienda de regalos y un café. Además, Chatelherault se usa ahora como uno de los lugares más importantes del país para bodas, eventos y conferencias. Está en Ferniegair, al Sureste de Glasgow desde donde se puede organizar una excursión con facilidad.

Chatelherault House en Ferniegair, al Sudeste de Glasgow

10. Selkirk

Selkirk es una ciudad que puede presumir de que William Wallace fue proclamado Señor de Escocia en el bosque Kirk de la ciudad, y de que el célebre escritor Sir Walter Scott, el autor de Ivanhoe, Rob Roy y otros libros muy populares – fue diputado de este condado durante 33 años. Halliwell House, una antigua vivienda que está muy cerca de la plaza principal, es ahora el Museo de la ciudad, y es de entrada gratuita. Selkirk es reconocida por una de las más antiguas celebraciones, que conmemora la Batalla de Flodden de 1513, cuando se enviaron 80 hombres con el Rey de Escocia y sólo uno regresó, portando una bandera manchada de sangre inglesa. Otra de las tradiciones de la ciudad es el Selkirk Bannock, un delicioso pastel de frutas.

En las afueras de la ciudad, al oeste, está la Casa Bowhill, una mansión de estilo georgiano, ocupa un amplio terreno, con paseos entre hermosos bosques y una zona de juegos. Su pequeño Teatro acoge actuaciones frecuentamente. Los valles gemelos de Ettrick y Yarrow ofrecen algunos de los paisajes más gloriosos de la frontera escocesa, con el lago de Santa María, la mayor extensión de agua en el sur de Escocia. El Tartán es el famoso tejido a cuadros y parte del vestido tradicional de Escocia. Aunque su historia y sus conexiones con los clanes de las Highlands es aún hoy tema de debate, es una parte importante de la cultura escocesa. Hay varias fábricas que se pueden visitar y una de las principales está en Selkirk, se llama ” Locharron.” El Kilt, o falda escocesa, es la vestimenta tradicional de los hombres y los niños en las Highlands de Escocia desde la Edad Media.

Banda de gaiteros marchando en los campos escoceses

 

Sobre El Autor

Amaya Mendizabal González

Entre las cosas que se heredan está la afición por viajar. Mi abuelo paterno era un indiano que viajó a las Americas hasta el Perú en la época en la que se llegaba allí pasando por el Cabo de Hornos. Mi madre era peruana por lo que mi conexión con este país ha sido doble, al que he viajado en varias ocasiones desde los diez años.He viajado a Sudamérica, a México y Guatemala, Estados Unidos visitando Miami, mi último viaje transoceánico fue a Boston y a Nueva York, el siguiente, espero ir a explorar China. En Perú y en México hay dos travesías para mí inolvidables que recomendaría a cualquiera, el Camino del Inca y la Ruta Maya.Soy de Donosti y he vivido allí hasta hace dos años que me mudé a Fuenterrabia Hondarribia, un precioso pueblo de la costa en la frontera que tiene unas vistas espectaculares de Francia. Antes viví durante seis años en Madrid.Por la proximidad con Francia, es un país que conozco bien y he recorrido en muchas ocasiones y es a donde me escapo muy a menudo. Conozco muy bien Bretaña, los pueblos de la costa por vínculos familiares que tuve por allí y he recorrido todo la costa francesa del Atlántico hasta llegar a Normandía en varias ocasiones.Las ciudades europeas que más he visitado son París y Londres; también he estado en Amsterdam, Berlín, Frankfrut, Kassel, la zona de Baviera...Viena, parte de Austria Suiza y Roma. He visitado la zona norte de Italia conociendo gran parte de La Toscana. También he recorrido el norte de Portugal, la encantadora Oporto y la capital, Lisboa donde he ido en varias ocasiones.Mis destino favorito en el Mediterráneo es Menorca, un paraíso para descansar y cargar pilas perfecto, donde espero volver a menudo. Y como soy del Norte me encanta además esa influencia británica que se deja sentir aún en la Isla.Por mi pasión por todo lo relacionado con el arte, voy a ver exposiciones y museos siempre que puedo hacer una escapada y me apasiona ir a ver mercados de antigüedades y conocer las artesanías típicas de cada lugar que visito.Mi trabajo está y ha estado siempre vinculado al arte y entre las actividades creativas de mi rutina, una parte más de mi vida, está escribir y contar lo que veo en el mundo, desde el punto de vista personal de mi mirada.

Artículos Relacionados